Busca en SP:

15 de enero de 2015

Crítica Agente Carter episodios 1 x 01 y 1 x 02




Tras salir en la película de Capitán América: El Primer Vengador” y pasarse por “Agentes de S.H.I.E.L.D.”, por fin la Agente Carter tiene su propia serie. La historia se sitúa en 1946 después de la guerra y en el primer episodio nos muestra a una Peggy Carter luchando por sobrevivir en un trabajo de hombres tras la desaparición de Steve Rogers. Su principal tarea será equilibrar su trabajo de administrativa para la SSR (Strategic Scientific Reserve) con misiones secretas para Howard Stark. Hayley Atwell, la encargada de dar vida a Peggy Carter, parece que está muy cómoda con su papel de espía sexy, eficiente y letal y eso se nota. La acompaña James D’Arcy como Edwin Jarvis, en el papel de ayudante novato en misiones de riesgo que aporta el toque perfecto en esta serie de espías al puro estilo de los años 40. El glamor de las vestimentas y sombreros de la época se mezcla con las tramas de espionaje, los inventos tecnológicos de Stark, los villanos misteriosos con marcas en el cuello y el peligro a la muerte de las personas cercanas a Peggy, que aparece como una sombra en las misiones de riesgo en las que se involucra. 
En definitiva, una serie que empieza con fuerza, que está bien construida y que puede abrir nuevos caminos en el universo Marvel. Desde Superpoderes os la recomendamos.

Ahora, entrando más en materia os voy a relatar mi opinión acerca de el primer y segundo episodio de Agente Carter ¡Atención hay spoilers!

El primer episodio sorprendentemente empieza con el final de la película de "Capitán América: Primer Vengador" y es, bajo mi punto de vista, un efecto muy bueno por la carga emocional de la escena que te lleva directamente a entender el estado de ánimo de Peggy. Sola, tras haber perdido a su amado Steve Rogers, la agente Carter se ve rodeada de hombres en un trabajo en la que no es valorada. Aunque tiene el apoyo del agente Sousa (¿puede que este agente cojo sea su futuro marido?, interpretado por Enver Gjokajella, ella quiere tener más responsabilidad y sentirse útil como cuando trabajaba de espía durante la guerra. La suerte hace que su antiguo conocido Howard Stark le encomiende una misión secreta, a espaldas de los agentes de su trabajo, para recuperar algunos de los inventos que le han sido robados y que como no podía ser de otra manera son letales. Sus compañeros de trabajo siguen las mismas pistas, aunque no conseguirán los mismos resultados que la agente Carter.

Enfundada con un traje de noche dorado y una larga peluca rubia consigue encontrar uno de los artefactos robados y desactivarlo. El mérito no es todo suyo, ya que el educado mayordomo y ayudante de Stark le da las claves para desactivar el temido invento de su jefe. Feliz por el éxito de su misión, regresa a su piso, pero una bala en la frente  de su compañera de cuarto hace que vuelva a sentirse insegura y que vea el peligro de cerca. Sin embargo, su misión no ha terminado así que de nuevo con la ayuda de Jarvis tendrá que encontrar a los responsables del robo. 

Sus investigaciones le llevan a averiguar que Leviatan es el jefe del hombre sin voz que tiene en su poder otras copias del invento de Stark. Una pista de una botella de leche (¿quizás esto sea una posible pista sobre los verdaderos enemigos que llegaron a la Tierra en forma de vacas?) hará que encuentre el almacén donde están guardados los inventos y por accidente hace que exploté toda la fábrica en una magnífica explosión-implosión digna de cualquier película. Pero, todo no acaba ahí porque el camión de leche con los artefactos logra escapar gracias a la astucia de un hombre sin voz.

Al mismo tiempo, los compañeros de trabajo andan a la zaga de la misteriosa rubia que robó el invento de Stark, pero la suerte se pone de su parte y no es descubierta, aunque si son capaces de encontrar varias pistas que le llevan al mismo lugar en que se encuentra la agente Carter con el fiel Jarvis para intentar atrapar a los culpables y recuperar el camión de leche con los inventos de Stark. Siempre con el programa de radio del Capitán América de fondo en la que ella aparece como una mujer indefensa y desvalida, Peggy consigue llegar hasta donde está el camión de leche e intenta llevárselo. El final de este segundo episodio es una trepidante carrera en paralelo para llegar al fondo del asunto en la que la agente tendrá que demostrar sus habilidades en una pelea y sobrevivir a una caída desde un camión. El episodio termina con el camión cayendo por un barranco y explotando y con la última revelación del hombre sin voz que muere dibujando un corazón como pista ¿Quién será ese Leviatan? y ¿qué querrá hacer con los inventos de Stark? Espero que resuelvan nuestras dudas en los próximos episodios. 

Enver Gjoka
He aquí el póster promocional de la serie y algunas imágenes de los primeros episodios.




Publicidad

Comprar cómic Capitán América



Me ha parecido

0 comentarios/opiniones:

Publicar un comentario